Mantención

Mantención de Alfombras

Las alfombra como todo producto textil, no son "libres de manchas". No obstante, gracias a las nuevas tecnologías en fibras sintéticas, su alfombra puede tener un tratamiento anti-manchas o puede resistir el uso de productos de mantención.

Le recomendamos los siguientes pasos para maximizar la vida útil y la apariencia de su alfombra:

Al comprar prefiera colores mas oscuros o colores mezclados para los lugares "críticos" de su casa, esto es pasillos, habitaciones con mayor tráfico, entradas desde el exterior en general.

Aspire regularmente la alfombra, eliminando el polvo en suspensión atrapado en la alfombra, depósitos de tierra, polvo u otros elementos.

Use limpiapies en entradas desde calle y jardines o patios, así evitará o reducirá la "importación" de polvo o suciedad" desde el exterior a través de los zapatos.

Para eliminar manchas:
Sacar el producto derramado:
• Secar el lugar con paño absorbente
• Nunca refregar la mancha mientras elimina el líquido ya que podria aumentar la mancha
• Eliminar todos los residuos (si es que los hubiera) sin aplastar el material hacia la alfombra.

Para limpiar:
• Use lavalozas regular
• Utilice acetona en caso de manchas de tinta, pintura óleo, esmalte uñas o lápiz labial.
• Tambien puede mezclar de agua con vinagre blanco.

Al menos una vez por año, solicite un lavado general de la alfombra por una empresa profesional.

Recomendaciones de aseo y mantención de pisos vinílicos:


Limpieza: No limpie el piso hasta 15 días después de su instalación. Sólo se le puede pasar un paño húmedo para retirar el polvo durante ese período.
Aseo general: Cumplidos los 15 días se debe efectuar una limpieza general utilizando un jabón corriente disuelto en agua, secando inmediatamente con un paño limpio.
Retiro de manchas: Podría ser posible el surgimiento de manchas originadas por los cementos asfálticos utilizados en la instalación. Se limpian con un paño humedecido en bencina, procediendo de inmediato a secar con un paño limpio y seco.
Ralladuras y manchas rebeldes: Este tipo de defectos se eliminan pasando virutilla fina de acero, como las que se usan para pulir ollas. Esto se debe hacer sólo ocasionalmente, ya que provoca un desgaste prematuro.
Encerado: Si desea aumentar el brillo de los pisos, debe utilizarse exclusivamente ceras emulsionadas para pisos plásticos, las que se encuentran con facilidad en el mercado. La aplicación de ceras comunes podría provocar el afloramiento del adhesivo, manchándose el piso.